Propiedades Políticas

Aparentemente, los términos matemáticas y política se repelen. 

A primera vista, diríamos que no tienen nada que ver, salvo que son dos ciencias de diferentes ámbitos. Pero si realmente nos ponemos a indagar, descubrimos que si tienen algo en común; las matemáticas ayudan a explicar acciones y resultados del panorama político actual.Basta con fijarnos en las propiedades conmutativa, asociativa y distributiva y compararlas con nuestros partidos políticos y sus actuaciones.

  • Ley conmutativa : a+b = b+a

Se puede comparar con el bipartidismo español; donde se intercambian números (partidos) para obtener la misma respuesta. Esta alternancia es a lo que estamos acostumbrados en nuestro panorama político; mismos números, diferente orden, igual resultado.

  • Ley asociativa: (a + b) + c = a + (b + c)

Donde no importa como se agrupen, ni el orden de suma, ya que el resultado será el mismo. Bajo mi punto de vista, esta propiedad es la que se sigue en las coaliciones de gobierno, no se alternan el poder, se agrupan para gobernar pero siempre obtendrán las mismas conclusiones.

  • Ley distributiva: (a + b) × c = a × c + b × c

Esta última propiedad, si atendemos a las acciones políticas actuales, vemos que es seguida por el partido en el gobierno cuando ejecuta las consultas con los otros partidos, tanto de manera individual como colectiva, llegando a similares conclusiones.

Por tanto, matemáticas y política no son tan diferentes en su forma, pero si lo son en sus fines;

Mientras que en matemáticas prima la opción por conseguir el mismo resultado para dar veracidad y exactitud a las fórmulas, en política debemos ir encaminados a la realización de diferentes fórmulas para conseguir diferentes resultados.

En política, si siempre actuamos hacia un mismo objetivo donde las leyes utilizadas son siempre las mismas, podremos decir que estamos ante fórmulas absoletas, ya que no consiguen una mejora de resultados, simplemente acentuar aún mas lo que ya se tiene, provocando desafección política entre otras muchas consecuencias.

Si en España tenemos una política de partidos donde a+b=b+a , a+b+c= (a+c)+b o (a + b) × c = a × c + b × c , el modelo político se encuentra en estado de agotamiento porque siempre alcanzaremos las mismos soluciones.

Por tanto, aunque las matemáticas den pie a acciones políticas que se llevan a cabo, debemos apostar por una fórmula política propia, donde el orden de los factores si altere al producto y donde los resultados, conlleven diferencias sustanciales positivas para toda la población.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *