Entradas

Debate como show político

 

Campaign 2016 Debate

La pasada noche tuvo lugar el segundo debate presidencial norteamericano, tras una semana en la que el candidato republicano ha estado en el ojo del huracán y que han supuesto un duro golpe en los indices de popularidad de Trump.

Podemos calificarlo como un elemento mas del show político. Un evento en el que estamos acostumbrados a que los candidatos se den cordialmente la mano al comienzo, nos sorprendió cuando esta acción solo se pudo ver a la finalización del mismo, lo que revelaba la tensión que estaba por vivirse durante la hora y media que duró el debate, donde las propuestas políticas quedaron en un segundo plano en favor de los ataques personales.

_91744439_re035788627

 

Si analizamos el evento en sí, se observan aspectos que lo hacen genuino. Aparte de la fecha y el lugar de celebración, el formato del mismo en el que se intercalaban las preguntas del público asistente con los ataques entre candidatos, le dan un toque diferenciador al compararlo con el celebrado hace dos semanas.

La escenografía, con la trasera de la Constitución norteamericana, incluye dos cambios significativos; De un lado, ya no es un sólo moderador, sino dos los que se encargan de dar dinamismo a este evento de hora y media de duración y los que hacen cumplir los tiempos marcados por producción. De otro, los atriles con iluminación que se encontraban en la zona presidencial, han dado paso a dos mesas y dos sillas altas en las que los candidatos podían apoyarse durante el tenso debate, elementos que han servido mas como atrezo que como apoyo a los discursos, ya que los candidatos han preferido pasear por todo el escenario mientras intervenían.

305020848_0-5_20161010052341-kxl-656x460lavanguardia-web

Aunque el protagonismo debe situarse en la zona presidencial del evento, en este caso, la asistencia de público general unido al espacio reservado que ocupaban las familias de los candidatos y el contexto sobre lo intimo y personal de cada uno de ellos, ha hecho que este se disperse por toda la escena, restando esa potenciación de mensaje que si que se pudo apreciar en el debate anterior.

La escena fortalece la transmisión de mensajes, siempre que todo el conjunto se encuentre en sintonía, elemento que por desgracia, no se ha cumplido en este debate presidencial tanto por los discursos y ataques de los candidatos, como por la incomodidad de la zona presidencial del evento en sí. Las sillas altas, considero que pueden resultar visualmente muy estéticas en los eventos, pero a su vez, son un enemigo acérrimo de lo práctico y la comodidad de quienes deben usarlas.

En definitiva, un evento que en algunos momentos ha llegado a aburrir a la audiencia y donde la frialdad y poca versatilidad del escenario han apoyado que tengan mayor protagonismo los familiares que acompañaban a los candidatos, perdiendo la esencia política ideal y dando paso a tendencias basadas en el infoentretenimiento.

_91743865_af035788697

Veremos que nos depara el tercer y ultimo debate presidencial.

Espacios para Eventos

chairs-1024851_960_720

Uno de los dilemas con los que se encuentra el equipo a la hora de organizar un evento, es la elección de la sede o espacio oportuno para su desarrollo.

Para ello, es necesario tener una base de datos con aquellos espacios a los que podemos acceder en el municipio donde queremos realizarlo.

Lo primero debemos saber es si el espacio es de regencia pública o privada, para después averiguar cual es el procedimiento para poder utilizar ese lugar.

Si pertenece a la Administración, que documentación hay que presentar y ante que entidad para poder optar a el, si pertenece al ámbito privado, a cuanto asciende su alquiler y las modalidades de pago serán las cuestiones que de primeras deberemos tener en cuenta. hotel-389256_960_720

Para una acertada elección, es necesario tener claro a qué publico se dirigirá y que se pretende conseguir con su celebración. Por ello, se recomienda cruzar ese listado de espacios con la creación de un “checklist” personalizado, unido al presupuesto que se tiene y así dar con los espacios mas adecuados para llevar a cabo el evento. Algunos puntos que no podemos olvidar incluir en esa lista de sitios son:

  • Mobiliario disponible
  • Seguridad
  • Plan de evacuación del espacio
  • Equipo audiovisual disponible
  • Enchufes y tomas de corriente
  • Almacén donde guardar materiales referentes al evento
  • Conexión a internet de banda ancha y Wifi,  para equipo organizador y para asistentes.
  • Accesibilidad del espacio
  • En el caso de que se piense en un catering, espacio para servirlo y zona de descarga y de montaje.

Cabe recordar que en muchas ocasiones, la elección de unas determinadas fechas, hace que un lugar que nos pueda parecer idóneo, se encuentre ocupado por otro evento, por lo que es oportuno contar con al menos 3 espacios con los que hablar y negociar.

event-1126345_960_720

Siempre es recomendable tener por escrito las condiciones del préstamo o alquiler del espacio y bajo que condiciones, es decir, si incluye audiovisuales, mobiliario, pantallas, limpieza…cuestiones que también se pueden negociar si el propietario y el organizador lo estiman oportuno.

El crear buen ambiente de trabajo con ellos, demostrar que somos profesionales y entablar relaciones futuras es una de las acciones indirectas que también debemos tener en cuenta cuando buscamos sede, y que en muchas ocasiones se olvidan.

seating-984091_960_720

Teniendo estas cuestiones claras, el siguiente paso es planificar una serie de visitas al espacio en el que se realizará el evento, para ir comprobando que todo lo acordado en el contrato se va realizando.

Estas visitas de inspección se irán haciendo mas asiduamente conforme se vaya acercando el evento y tengamos el montaje de escenografía, audiovisuales y otros aspectos derivados de la producción que hacen necesaria la comprobación de manera exhaustiva, recordemos que el éxito de los eventos también se encuentra en los pequeños detalles.

Por tanto, a la hora de elegir lugar y planificar un evento, no olvidemos incluir las visitas de inspección y los croquis de salas, nos ayudarán mucho a la hora de organizar el evento y hablar de una elección exitosa de la sede del mismo.

Fotografias: Pixabay.

El hilo conductor en los eventos

1316270081271
En la organización de un evento, partiremos de una idea de lo que queremos llevar a cabo y los objetivos qué buscamos alcanzar con su celebración a la que dar vueltas y sobre la que reflexionar.

Es durante la planificación cuando se debe decidir si ese planteamiento es factible para su realización y pasarlo a la realidad tangible.

Toda herramienta de comunicación deberá estar anclada dentro de una estrategia, la cual a su vez, necesitará un soporte en el que asentarse, a partir del cual comenzar a pensar seriamente en cómo vamos a obtener los objetivos previstos.

bio

Los tiempos y la dinámica de creación un evento, precisa de un punto de referencia a través del cual comprobar su correcta ejecución, si son necesarios cambios durante el procedimiento o si es necesario dar un giro para corregir posibles desviaciones de las finalidades a conseguir.

Esa columna vertebral, esa linea sobre la que se colocará la organización y desarrollo del evento, el espacio que dará base a la estrategia y creará el ambiente, la imagen del evento, será el hilo conductor.

Las conexiones, el nexo de unión de las diferentes áreas a tener en cuenta en la organización y gestión del mismo, donde se encuentran las relaciones entre idea, estrategia y táctica, es el lugar del hilo conductor, justo al lado de la coherencia en las acciones y el trabajo en equipo.

wp5

Esta trama sobre la que se establecerá, deberá ser tenida en cuenta desde dos visiones complementarias pero diferenciadas: desde el punto de vista del equipo organizador, y desde el público asistente.

Desde el enfoque del equipo organizador, podríamos considerarlo el argumento principal del mismo, sobre el que va a girar el evento y a partir del cual desarrollar las técnicas, programas y otros aspectos necesarios para la organización de eventos.

Una base asentada que también hace mas fácil el desarrollo del mismo, ayuda a centrar aquellos aspectos que el evento precisa dentro de la eficiencia en su coordinación, gestión y ejecución.

sigue-tu-camino

Desde el segundo punto de vista, este hilo conductor nos lleva a la consecución del objetivo general, y debemos pensar tanto en él, como en el público al que nos vamos a dirigir, el cual, también deberá, tras la finalización del mismo, haber reconocido esa personalidad, esa vinculación que el hilo conductor crea, a través de elementos como la elección de los colores corporativos, los elementos dentro de la escenografía, las personas que intervienen, el propio espacio de celebración, el slogan y la tematización entre otros.

laberinto-de-libros-4

Por tanto, el hilo conductor es la identidad del evento, el que lo hace genuino,una herramienta indispensable dentro de la organización de éstos, sin el cual y bajo minuto de vista, un evento carecerá de esencia y no podrá calificarse de exitoso.

Busquemos siempre un hilo conductor que genere imagen e intangibles al evento en sí, y que como organizadores, nos afecte positivamente en nuestra reputación como profesionales del sector.